RSS

De las frases Rocambolescas y el Fin de la Historia.

21 Oct

El Principio del Fin.

El Principio del Fin.

Me vienen a la cabeza frases tales como: “Seremos tan productivos que exportaremos plátanos a Rusia provenientes del Sur del Lago” (no se consiguen ni en el propio Maracaibo). O algunas más chocantes como esa otra en que: “Habrá dólares a Bs. 6,30 todo el año y para todo los venezolanos”. De igual forma cómo no recordar aquella más asombrosa frase aún, según la cual se afirmaba que tendríamos “una base de lanzamiento de cohetes espaciales”, de los que que no se produce nada acá, ¿y cómo?, si ni cabillas, briquetas o tornillos se encuentra, ni mucho menos se elaboran, como consecuencia de la avasallante carencia de insumos.

¿Recuerdan aquella quijotada según la cual seríamos una potencia tal que incluso exportaríamos carros y otros bienes tecnológicos al mundo entero?. Sin comentarios.

Lo más risible, o mejor dicho, lo tragicómico, es que nos hayamos acostumbrado estoicamente a escuchar semejantes expresiones, las cuales se han ido haciendo cada vez más inconexas con la realidad fáctica del país, esas que no son otra cosa sino la expresión más trasnochada y rocambolesca de personalidades que ya no pueden achacarle al pasado (así como a quienes no detentan el poder que ellos si han amasado casi hasta el delirio, en más de tres largos lustros de ensayos quijotescos y románticos, algunos hasta con irresponsabilidad supina), la situación que reflejan los gravísimos indicadores sociales y macroeconómicos, en absolutamente todos los ámbitos y sectores vitales para la nación (sanitarios, de salud, económicos, financieros, de servicios, en infraestructura, hasta en los educativos, de los cuales mucho cacarean, pero bien saben que lo tratan con mucha superficialidad y no menos populismo).

Es así, que, con tantos antecedentes de titulares fariseos, de desatinos propositivos, de reiteradas declaraciones medio napoleónicas y hasta cesaristas (pobre Augusto César), luego de monumentales “mojones” (y por favor perdónenme la escatológica palabra), ahora nos quieren hacer creer que las estimaciones en el precio del petróleo, refiriéndose a la reducción marcada del valor actual del mismo, “rebotarán pronto”, siendo más cínicos aún cuando afirman que incluso “si llegara a 40 dólares, igual tendríamos la capacidad financiera para garantizar el presupuesto completico”.

Es que definitivamente, ya no creen o piensan que somos PENDEJOS, para no seguir con frases escatológicas, es que ya lo asumen y lo dan por sentado.

En todo caso, y como siempre dije, ante tanta ignorancia, a la cual han jugado, no sólo este gobierno y el anterior, sino todos los que se han instaurado desde que somos “disque una República”, ante la poca capacidad civilista y ciudadana que promueven o incentivan, incluso hasta tratando de evitarlas para llevarnos a la mayor de las pobrezas posibles (que no me refiero a la de los recursos sino a la mental), estoy seguro que la mayor de sus derrotas, así como la debacle misma de esta etapa de nuestra historia contemporánea, llegará a su final por causa de dos vertientes, una, por el abrupto cese en la captación de recursos monetarios que les permitan seguir controlando voluntades y limpiar entuertos, tanto dentro como fuera de nuestros linderos, y dos, como consecuencia de la más grande y profunda descomposición de su sistema socio – económico – político – ideológico, ese tan cerrado y retroalimentado en lo negativo, que hará una especie de metástasis dentro de sus propias filas, y que se extenderá como un cáncer hacia el resto de la población.

Y créanme, ambas vertientes ya son muy palpables, muy visibles, son incontestables. Se les acabó el mana, ya no hay más de donde sacar para llevar cada caprichito personalista adelante, o para comprar al elemento incómodo de turno. Por otra parte, la perdida de valores y de principios pareciera ya ser, como le gusta tanto decir a nuestra arbitro electoral,……irreversible. El abismal desbordamiento de la inseguridad, la virulencia de la violencia en nuestras calles y en nuestra sociedad, que han sobrepasado cualquier parámetro conocido por los venezolanos, y que nos ha convertido en una de las naciones más sangrientas del orbe, la corrupción y la corrosión de todas, absolutamente todas las instituciones de nuestro país, nos indican que estamos en presencia de un elemento (como si me refiriese a un individuo, con el que haciendo un juego de palabras quiero hacer referencia a un modelo socio-político – histórico y autóctono) que está ya en fase terminal, ese que aunque parezca que todavía se ve con autocontrol y suficiente fuerza en su semblante externo, realmente se encuentra acabado, devastado y arruinado en su interior, en sus cimientos.

Vendrá una larga agonía no exenta de un incremento en los valores negativos a los que me referí antes. En el ocaso de esto, a lo que todavía no le puedo dar un exacto concepto científico social final, tendrán que cuidarse mucho más todos los ciudadanos de a pie de mi amado país, porque la bestia, mientras más herida de muerte más peligrosa, y en su caída, se puede llevar con su tamaño y con su peso por delante, a otros muchos inocentes y no tan inocentes.

Gustavo Adolfo Agüero Cruz.

Anuncios
 
Deja un comentario

Publicado por en 21/10/2014 en Espectáculo

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: